Passionate People

Estilos de vida, recursos y soluciones para


personas con movilidad reducida.

Bienestar: más allá de la salud física y mental

Bienestar

Deberíamos dedicar tiempo, de vez en cuando, para replantearnos nuestras prioridades y objetivos de salud. Una de las cosas más importantes, es el bienestar, una palabra que tiene bastantes definiciones. Los expertos en esta disciplina coinciden en que el bienestar está relacionado con la persona y con todos los aspectos de su vida.

Por lo general, cuando hablamos de “bienestar”, pensamos en el ejercicio físico, la dieta o el manejo del estrés. Según Don Ardell, uno de los principales expertos en este tema, el bienestar va más allá de estos tres aspectos. Se trata de alcanzar el más alto nivel de salud posible a través de la auto-motivación.

Según este modelo de bienestar, los factores del estilo de vida que ayudan a conseguir un estilo de vida saludable física y emocionalmente, incluyen la auto-responsabilidad, la conciencia nutricional, el manejo del estrés, el ejercicio físico y la sensibilidad medio ambiental.

 Retos ambientales que ayudan al bienestar

Aunque sólo he pasado un día en una silla de ruedas, fue una actividad de la clase de educación física, me sirvió para aprender mucho. Me di cuenta que los desafíos para lograr un alto nivel de bienestar, como permanecer físicamente activo, es muy difícil con las barreras arquitectónicas que aún existen.

Es bastante difícil comprometerse a hacer ejercicio de manera regular, a llevar una dieta sana, y a manejar bien el estrés. Además, la sensibilidad medio ambiental no es un tema relevante para todo el mundo. La manera cómo uno interactúa con su entorno puede mejorar o limitar el bienestar físico, social y emocional de cualquier persona (Don Ardell). En el caso de una persona en silla de ruedas, esto abarca cuestiones tales como la ergonomía y la accesibilidad, así como el apoyo familiar, social y comunitario.

Las iniciativas de salud pública son fundamentales y pueden abordar cómo se diseña y equipa un entorno. Además, se necesitan programas y servicios, personal y políticas para la inclusión de la salud pública para las personas con discapacidad.

Auto-Responsabilidad

El concepto de auto-responsabilidad es otro aspecto clave. Esto significa que las personas deben asumir la responsabilidad de su propia salud. El bienestar cubre un continuo, con la enfermedad en un extremo (donde uno puede afrontar problemas de salud) y el bienestar en el extremo opuesto.

Según el modelo de bienestar de John Travis, el factor clave puede no estar en el lugar donde una persona se encuentra, sino en la forma en que afronta su vida. Siempre estará mejor con una actitud positiva y sana. Si se encuentra en una dirección más negativa, basada en una actitud de ansiedad, de necesidad de perfección o sentimiento de derrota, no conseguirá estar bien fácilmente.

El bienestar es más que sólo dieta y ejercicio

Todo el mundo debe tener la oportunidad de alcanzar altos niveles de bienestar. Lo más importante es estar concienciado y tomar la determinación de esforzarse. Hay que asumir la responsabilidad de tomar decisiones saludables, y de estar auto motivado para llevar una vida sana que nos facilite sentirnos bien.

Si estás comprometido para comer de manera saludable y hacer más ejercicio, será más fácil conseguir tu objetivo siempre que todo a tu alrededor esté en harmonía. Lograr el equilibrio entre todos los factores que influyen en el bienestar no es fácil, pero es posible. Sobretodo no olvides lo importante que es la aceptación de uno mismo. Y no menos importante, es crear un ambiente que asegure la inclusión y la accesibilidad en una comunidad.

El bienestar es, al fin y al cabo, algo más que sólo dieta y ejercicio.